Bodega Tradición | Spanish Wine Lover

Esta página utiliza cookies. La continuidad en la navegación implicará el consentimiento de su uso.Política de cookies ocultar
Pasión por el vino español

BODEGAS

A pesar de su nombre, Bodegas Tradición no acumula mucha historia. Fue fundada en 1998 por Joaquín Rivero, un empresario vinculado a la construcción que llegó a estar presente en las listas de los hombres más ricos del país, y que volvió a recuperar la tradición familiar bodeguera al adquirir 200 botas y un edificio histórico ubicado en el corazón de Jerez que perteneció a los Domecq.

Dedicada a la crianza y envejecimiento de brandy y vinos calificados por el Consejo Regulador como VOS (más de 20 años de edad media) y VORS (más de 30 años), Bodegas Tradición también elabora ahora un fino viejo en soleras y criaderas con unos 12 años de edad media (23 €, 3.000 botellas). Seco y salino, este vino se utiliza para rociar el amontillado, pero la escasa salida de estos vinos en el mercado les llevó a hacer este pequeño embotellado.

Fue una apuesta arriesgada la de comenzar exclusivamente con vinos viejos. En aquellos años en los que la popularidad del jerez estaba de capa caída, sólo vendieron unos pocos centenares de botellas, aunque hoy en día comercializan alrededor de 20.000 botellas. En cualquier caso, su objetivo es claramente la calidad, no la cantidad. Todo el proceso de crianza y embotellado se realiza de forma artesanal y manual, como el lacrado de cada una de las botellas que salen anualmente a la venta. Las etiquetas frontales de todas sus referencias llevan escrito a mano el número de botella, lote y fecha de saca. La bodega, con los tradicionales techos altos y suelos de arena, cuenta con cinco criaderas para sus vinos -algo poco habitual en Jerez, donde no suelen superar las tres o cuatro - excepto para su palo cortado, que tiene tres.

Además del fino viejo, la gama abarca otras cuantas referencias de vinos y dos brandies. Todos ellos destacan por su elegancia y complejidad. Amontillado Tradición VORS (49 €, 3.600 botellas) tiene 45 años de edad media entre crianza bajo velo de flor y crianza oxidativa y aúna finura y concentración a raudales; Oloroso Tradición VORS (49 €) tiene unos 50 años aproximadamente de crianza oxidativa en botas viejas de roble americano -las tradicionales en el Marco de Jerez- que le dan un carácter indiscutible; Palo Cortado Tradición VORS (63 €) tiene entre 40 y 45 años de edad media y combina aromas dulces y almendrados con notas de frutos secos y salinas en boca para conseguir una gran complejidad; Pedro Ximenez Tradición VOS (59 €) tiene una edad media de 22 años y se embotella “joven” y a 15% de alcohol para mantener un carácter más fresco. Con 440 gramos de azúcar por litro, es un buen acompañante para quesos azules o helados dulces. La familia Rivero atesora también varias botas con jerez de añada, una tendencia al alza entre las bodegas jerezanas. Un representante del Consejo Regulador tiene que estar presente cuando se realizan sacas de este vino para embotellar – excepto en esta situación, las botas permanecen selladas con cera el resto del tiempo.

La bodega elabora asimismo dos tipos de brandy: Viejo Solera Gran Reserva y Brandy Tradición Viejísimo Solera Gran Reserva, de soleras que pertenecieron a Agustín Blázquez, uno de los productores más destacados del Marco de Jerez en el siglo XIX y que posteriormente fueron compradas por Pedro Domecq.

Además del indudable interés y calidad de los vinos, Tradición destaca por su impresionante colección de pintura. En 2006, la bodega acondicionó una de sus alas para albergar la sede permanente de la Colección Joaquín Rivero, la mayor pinacoteca de arte privada de Andalucía con más de 300 obras de grandes maestros de la pintura española que abarca los siglos XV al XIX. En ella están representados los principales movimientos artísticos que se han ido produciendo a lo largo de la historia de la pintura española, con famosos lienzos de artistas como El Greco, Zurbarán, Velázquez y Goya, entre otros.

La bodega acepta visitas de lunes a viernes y fines de semana con cita previa en las que se puede ver la pinacoteca, la bodega y catar su gama de vinos.

ARTICULOS RELACIONADOS

De bodegas y tapas por Jerez
Jerez al completo: una recopilación de artículos sobre la región
20 vinos muy especiales que probamos en Vinoble
Peter Liem: “El jerez no gusta a todo el mundo y debemos aceptarlo”