Bodega Can Rafols dels Caus | Spanish Wine Lover

Esta página utiliza cookies. La continuidad en la navegación implicará el consentimiento de su uso.Política de cookies ocultar
Pasión por el vino español

BODEGAS

En 1979, Carlos Esteva (Barcelona, 1950) decidió instalarse la finca que su abuelo había adquirido en 1939 y elaborar vino. La propiedad de Can Ràfols dels Caus abarca unas 450 hectáreas de las que 90 son de viña y también se cultivan olivos y almendros. La orografía es accidentada, con una sucesión de colinas que permite jugar con distintas exposiciones; paisaje mediterráneo de secano con gran cantidad de arbustos y hierbas aromáticas. La cercanía del mar trae el efecto refrescante de las brisas marinas (la marinada) que contribuyen a alargar la maduración. Pero el gran elemento diferencial está debajo: el macizo del Garraf es una gran masa calcárea, un bloque con personalidad diferenciada dentro de la DO Penedès.

De hecho, la nueva e impresionante bodega subterránea se ha concebido como un homenaje a esa geología calcárea, utilizando la propia roca como si fuera una material más de construcción. Esteva reconoce que quería construir una bodega “moderna, revolucionaria y con aire a lo James Bond”, pero también que pudiera visitarse para poder explicar con claridad el proceso de elaboración del vino.

Todos los viñedos son de secano, trabajados en ecológico y algunos en biodinámica. No utiliza levaduras seleccionadas, y fermenta la mayoría de sus vinos en acero inoxidable. Le gusta el cemento y la botella para envejecer. Muchas de sus etiquetas no ven la madera y las que lo hacen envejecen apenas entre 6 y 12 meses. En la finca se cultivan hoy 28 uvas diferentes.

Los vinos de entrada de gama se aglutinan bajo la marca Petit Caus que se elabora en versión de blanco, rosado y tinto (entre 6 y 7 €). Les siguen las versiones más complejas de los Gran Caus: un blanco (13 €) sin madera y con muy bien desarrollo en botella que mezcla xarel.lo, chardonnay y chenin blanc; un rosado de merlot (Gran Caus, 12 €) con cuerpo y color, totalmente ajeno a la moda de los pálidos colores provenzales; y un tinto (unos 18 €) que mezcla merlot, cabernet sauvignon y cabernet franc de distintas parcelas.

La opción de gran tinto es Caus Lubis (unos 45 € en España), un merlot plantado en 1984 en una viña con orientación noroeste. También se elabora el pinot noir Ad Fines (unos 30 €) y se han elaborado ocasionalmente monovarietales de cabernet franc (para celebrar el 30 Aniversario) y cabernet sauvignon, probablemente, la bordelesa más difícil de trabajar en la finca para el 20 Aniversario. La apuesta local viene con el Sumoll (17 €), una uva rústica, tánica y difícil de trabajar pero con la que se consigue un tinto de muy poca extracción, pero fresco y refinado.

En el capítulo blanco la trilogía formada por El Rocallís (32 €, elaborado con la anodina variedad italiana incroccio manzoni en el viñedo del mismo nombre pedregoso y de suelos muy poco profundos), La Calma (32 €, chenin blanc en un suelo muy calcáreo, casi una albariza jerezana, en el que aparecen fósiles marinos) y el Xarel.lo Pairal (20 €, procedente del viñedo más viejo de la finca plantado en 1948 con algo de arcilla en el suelo) es realmente excepcional y merece un reconocimiento entre los grandes vinos blancos españoles.

Los espumosos que se elaboraban como cavas salen de DO en la cosecha 2016 coincidiendo con una reestructuración de la gama que busca expresar el terruño del Garraf en versión burbujeante. La nueva marca es Clímax que se elabora en versión blanca (xarel.lo con 25% de macabeo y 5% de chenin blanc, algo más de 3.500 botellas, 24 €) y rosada (pinot noir, poco más de 2.000 botellas, 26 €). Ambos son brut nature sin licor de expedición, con un mínimo de 30 meses de crianza y con certificación ecológica y de añada. Se mantiene el top Parisad con vinos base fermentados en barrica pendiente de llegar al mercado con su nueva presentación fuera de DO.

La bodega, abierta a visitas y catas, ofrece distintas actividades de enoturismo.

VINOS CATADOS DE ESTA BODEGA

Gran Caus 2013 Blanco
Can Ràfols dels Caus Sumoll 2015 Tinto

ARTICULOS RELACIONADOS

Así es el nuevo Penedès que juega con uvas de casa
Carlos Esteva y la magia calcárea del Garraf
Novedades que merece la pena probar estas Navidades