Bodega Belondrade Rueda | Spanish Wine Lover

Esta página utiliza cookies. La continuidad en la navegación implicará el consentimiento de su uso.Política de cookies ocultar
Pasión por el vino español

BODEGAS

El francés Didier Belondrade probó su primer verdejo en 1993. “Había elegancia y finura, era interesante, me gustó ese toque amargoso en boca, nada empalagoso de la variedad”. Unos meses después viajó a la región de la que procedía y descubrió los suelos pedregosos de Rueda que le recordaron a los del Ródano. El mundo del blanco en España todavía era un territorio sin explorar y él apostó desde el principio por un modelo de alta calidad: un verdejo fermentado en barrica que hoy alcanza las 80.000 botellas (es líder en producción dentro de su categoría) y que tiene una elevada presencia en mercados internacionales.

La bodega cuenta con 30 hectáreas de viñedos propios divididos en 19 parcelas que se trabajan por separado. Todas ellas en el municipio de La Seca, donde también se ubica la bodega. La mayoría de los suelos son arcillo-arenosos con canto rodado en superficie y una capa profunda de caliza. Buscado el máximo de calidad, se intenta mantener los rendimientos por debajo de los 5.000 kilos por hectárea.

Belondrade es de las pocas bodegas de Rueda (donde el perfil general de los vinos suele ser tecnológico y comercial) que ha dado el salto a trabajar con levaduras autóctonas. Desde la primera añada (1994) el blanco Belondrade y Lurton (unos 24 € en España) ha ido evolucionando para conseguir un aporte más sutil del roble y en la actualidad sólo se emplean barricas de 300 litros de capacidad. Aun así, es un vino al que le va bien un cierto desarrollo en botella para integrar todos sus elementos y que tiene capacidad para evolucionar en el tiempo, como han demostrado las catas verticales realizadas hasta la fecha por la bodega.

La gama se completa con dos vinos que llevan los nombres de las hijas de Didier y que se comercializan bajo el indicativo VT Castilla y León. Quinta Apolonia (unos 13 € y aproximadamente 40.000 botellas) es otro verdejo concebido como un segundo vino. Se elabora a partir de las viñas más jóvenes de la bodega y los descartes del Belondrade y Lurton, de modo que puede llegar a contener hasta un 30% de vino fermentado en barrica. Quinta Clarisa (unos 9 € y algo menos de 10.000 botellas) es un rosado de tempranillo.

VINOS CATADOS DE ESTA BODEGA

Belondrade y Lurton 2012 Blanco
Belondrade y Lurton 2010 Blanco
Belondrade y Lurton 2009 Blanco
Mostrar todos los vinos

ARTICULOS RELACIONADOS

Cinco verdejos con otra historia
Belondrade, 20 años defendiendo el blanco